7 tips para bajar de peso sin dejar de comer

0

7-tips-bajar-peso

¿A quién no le gustaría bajar de peso sin dejar de comer todo lo que le gusta? Parecería imposible, sin embargo, es posible perder algunos kilitos sin dejar de lado todos esos alimentos que nos encantan.

El secreto está en la moderación y el autocontrol; si bien, no es necesario que seas una experta en el tema o cuentes cada porción de calorías que ingieres, sí es deseable que estés consciente de que esos gustos culposos no deben ser constantes, ya que son sólo eso, gustos ocasionales.

Eso sí, siempre debes tener en cuenta que si lo que estás buscando es bajar de peso, será necesario un esfuerzo extra de tu parte, inversión de tiempo y, sobre todo, fuerza de voluntad.

  1. Todo por la mitad. ¿Te ofrecen una rebanada de pastel? ¿Saliste a comer con tus amigas y eligieron una pizzería? No hay problema, no sufras por no poder ordenar ni te sientas culpable por hacerlo. Simplemente come la mitad de la porción que regularmente comerías, es decir, en vez de comer cuatro rebanadas de pizza, come sólo dos. En lugar de ordenar un pastel para ti sola, comparte la mitad con alguna de tus amigas o con tu chico. Verás que este hábito comenzará a crearte una sensación de saciedad con menor cantidad de alimento.
  2. Bebidas sin azúcar. ¿Eres de las que no se pierde una taza de café por la noche? A veces este hábito se debe más al significado que esto conlleva, por ejemplo, es el momento en el que puedes platicar con tu pareja o tus papás acerca de cómo estuvo tu día, y para nada debes renunciar a él. La sugerencia es que, en primer lugar, no comas pan, ya que por la noche el sistema digestivo no funciona con la misma rapidez que en el día, y en segundo lugar, bebas tu té o café sin azúcar, así estarás reduciendo de manera sustanciosa calorías que tu cuerpo ya no alcanzará a quemar.
  3. Es un punto clave. Aunque siempre recomiendan 2 litros de agua al día, es bueno que bebas un poco más, claro, siempre sin exceder los 3 litros. Esto te causará una sensación de saciedad durante el día y disminuirá la ansiedad que pudieras experimentar durante el día.
  4. Comida para llevar. Recuerda llevar tu propia comida al trabajo, eso te ayudará de manera significativa, ya que evitarás la comida chatarra y las tentaciones. Busca barras de amaranto o granola como colación para sortear las papitas y cosas fritas, y como comida prepara grandes ensaladas verdes con lechuga, acelgas, espinacas, penino, jícama y todos los vegetales que se te antojen, más la proteína, ya sea un bistec o una pechuga de pollo en trozos. Para hacerla más completa, agrega arándanos, nueces, cacahuates o pasas. Verás que quedas satisfecha y no inviertes demasiado.
  5. Aunque sabemos que en ocasiones no tienes tiempo para ir al gimnasio, es importante que al menos evites el sedentarismo. Utiliza las escaleras en vez del elevador, camina hasta la estación del metro en lugar de utilizar taxi y ahora que está tan de moda, trasládate en bicicleta. Verás que además de ponerte en movimiento, despejas la mente y te ahorras unos pesos.
  6. Evita bebidas alcohólicas. Sabemos que te encanta la cerveza o esos deliciosos cocteles que preparan en algunos lugares de la ciudad, sin embargo, toma en cuenta que también tienen una buena carga calórica. Aplica el primer tip y reduce tu número de salidas nocturnas a la mitad.
  7. Ve por más. Una vez que hayas dominado estos tips, ve al siguiente nivel, esto puede ser sólo el inicio de una dieta más rigurosa recomendada por el nutriólogo o en vez de caminar, quizá te apetezca correr.

En Toque de Mujer te aseguramos que al ver los resultados dirás ¡valió la pena!, y no querrás parar.

Tambien te puede interesar