Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

El regreso a clases es más resistente con Dickies

En Dickies te compartimos algunos consejos para evitar el caos previo al regreso a clases.

El regreso a clases siempre es muy emocionante para nuestros pequeños: estrenan nuevas materias, maestros, compañeros y, por supuesto, ropa. Aunque para nosotros pueden resultar un poco estresantes, las compras para el regreso a clases representan un desembolso más para nuestra mejor inversión: nuestros hijos.

Por eso, en Dickies te compartimos esta breve guía de cómo adquirir las mejores prendas para que tus hijos se sientan seguros en este regreso a clases:

Lo básico

Revisa tu presupuesto y resalta qué es lo que más necesitan tus hijos. Recuerda lo esencial: pantalones duraderos y un abrigo versátil. Es probable que la ropa que les hayamos comprado cuando salieron de clases sólo funcione para un hermano más pequeño, así que revisa bien su clóset y decide qué prendas aún utilizan y cuáles no usarán más.

Haz una lista

Crea una lista con esenciales para que no olvides nada, localiza las tiendas y promociones y anticipa la hora pico de compras. Una pequeña lista en tu celular o en una libreta te ahorrará mucho tiempo y dinero.

Selecciona bien tu compra

No hay más: para nuestros hijos, lo mejor. Bajo esta máxima, debes de elegir prendas que no sólo sean cómodas y de buena calidad, sino que sean más fáciles de lavar y planchar, así como resistentes. Como el pantalón corte clásico para niño, repelente a las manchas y resistente a las arrugas, además de contar con doble rodilla, que lo hace aún más duradero; o el pantalón junior KP7718 para niñas, que también cuenta con nuestras características emblemáticas de resistencia y durabilidad Dickies.

Mídelos bien

Ya sea que tus pequeños entren a primaria o a prepa, los hijos no dejan de crecer. Si tomas bien sus medidas, no tendrás que regresar a cambiar la prenda por una más grande o más chica. Utiliza una cinta métrica y registra cuántos centímetros mide su cintura, pecho, largo de brazos y piernas, y el tiro. Si no estás segura si la medida es correcta, agrega una pulgada más a tu registro; recuerda que siempre es mejor que sobre a que falte y tus hijos te lo agradecerán.

Diversifica y planea

Las compras del regreso a clases no siempre tienen que ser una experiencia caótica. En estos días de verano, casi nadie se levanta temprano, así que puedes aprovechar la ausencia de tránsito y llegar antes que nadie a realizar tus compras. O aún mejor, aprovecha y pasa tiempo con tus hijos comprando en línea y discutiendo con ellos modelos, colores y tallas.

Finalmente: disfrútalos. El tiempo que pasas con tus hijos, verlos crecer, enlodarse, rasparse, trepar… todas estas experiencias no se repetirán. Atesora todo lo que hagan contigo o sin ti y protégelos con prendas durables, cómodas y a la moda. Confía en nosotros, somos profesionales del trabajo rudo. Y, ¿qué trabajo es más rudo que ser padre?

También podría gustarte
Comentarios