Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

Utiliza un exfoliante para cada parte de tu cuerpo

La piel se regenera por sí misma, pero no está de más que le ayudemos a eliminar las células muertas para contribuir a que la regeneración sea más eficiente. El resultado que obtendremos será una piel más suave, sana y reluciente.

Productos específicos

Es importante poner atención a los productos que utilizamos para esta función, pues no todas las partes de nuestro cuerpo son iguales y el nivel de exfoliación o sustancias contenidas pueden ser más o menos ásperas. Por eso aquí te recomendamos qué productos puedes usar según tu necesidad.

Rostro


La piel de la cara es muy delicada y para eliminar los puntos negros que surgen alrededor de la nariz, es preciso utilizar un producto que no sea tan agresivo pero sí resulte eficiente, como el Anti-Puntos Negros Exfoliante Diario de CLEAN & CLEAR.

Cutis graso


Si la piel de tu rostro es mixta o grasosa, lo ideal es que le ayudes a eliminar el exceso de grasa con la Crema Limpiadora Exfoliante Equilibrante de L’BEL que además de limpiarla, te ayudará a equilibrarla para evitar el efecto del charolazo.

Cuerpo


Si tu piel es seca, además de exfoliarla, es importante que contenga agentes hidratantes para que se vea y se sienta aún más suave. Exfoliant Moussant Energisant de SISLEY contiene aceites de lavanda y romero que cumplen con esa función.

Manos


Las manos son las parte de nuestro cuerpo que más utilizamos y por ello, está expuesta a detergentes y jabones que resecan la piel; es ideal someterlas a un tratamiento especializada como el de manos de seda que brinda la Crema Exfoliante Para Manos Satin Smoothie de MARY KAY.

 Pies


Los exfoliantes para pies tienen granos un poco más grandes para eliminar callosidades sin irritar la piel, Kerato-Reducing Scrub de VICHY es una opción que debes tener siempre a la mano.

Recuerda que el momento ideal para realizar la exfoliación es en el baño, una vez que hayas humedecido tu piel con agua tibia; además, lo ideal es exfoliarte una vez a la semana y después de hacerlo, debes hidratar tu piel –ya sea con cremas o aceites–.

 

También podría gustarte
Comentarios