Balance de energía

Para encontrar este famoso balance, por un lado está lo que consumimos: toda la energía que comemos, y bebemos (la cual se mide en calorías o kilocalorías). Por otro lado, están las calorías que gastamos, dependiendo de sexo, edad, estatura, actividad física, metabolismo y efecto térmico de los alimentos.
En esta tabla, se encuentra el proceso de ingesta y gasto de energía.

Lo ideal es gastar lo mismo que consumes, para lograr un balance energético de 0 y conservar tu peso ideal.
Fuente: García García E., Kauffer-Horwitz M., Pardío J., Arroyo P., “La obesidad, perspectivas para su comprensión y tratamiento”. Editorial Panamericana. México. 2010

También podría gustarte

Comentarios