¡Cuando sea grande, voy a ser como mi papá!

HemeraThinkstock

Muchos niños y niñas lo piensan y lo desean, especialmente cuando están en edad preescolar. En esta etapa ven a su padre como un súper héroe, para ellos él es su ídolo, lo ven gigante, guapo, fuerte, buen hombre, capaz de protegerlos de cualquier peligro, persona o, incluso, monstruo que los aceche en la noche.

Una hermosa familia no se da nada más porque sí, hay que trabajar para brindarles cada momento lo mejor de ti y esmerarte mucho para hacer una buena labor.

Como papá, debes ser el pilar de la familia, que tus hijos y tu esposa no te vean sólo como un proveedor que aporta bienes materiales; lucha porque los lazos que los unan, sean indestructibles; esfuérzate para que sea una familia unida, respetuosa, con valores, alegre y muy amorosa, en la que se apoyen unos a otros, se defiendan y protejan; debes ser capaz de irradiar una energía positiva y trasmitirla.

Siempre haz las cosas por amor, sé paciente y tolerante con tus hijos, pero corrígelos de manera firme.

Ama a tu esposa, ¿has oído la frase: “Lo mejor que puede hacer un padre por sus hijos, es amar a la madre de ellos”? Y a tus hijos, siempre dales amor a manos llenas.

Predica siempre con el ejemplo

1 Amor. Demuéstrales cuánto los quieres. No pienses que dándoles todo lo que te piden estás demostrándoles amor, esto resulta negativo. Los niños necesitan de tus besos, de tus caricias y apapachos; sabrán que los quieres si te interesas por sus cosas, si les das atención, si estás pendiente de sus sentimientos, si satisfaces sus necesidades.

2 Responsabilidad y Compromiso. Que vean que eres responsable con tu trabajo y te comprometes con lo que haces; que eres responsable de tus actos y afrontas las consecuencias, que te responsabilizas con tu familia.

3 Honestidad.
Sé honesto, enséñales por qué pueden confiar en ti y demuéstrales que confías en ellos, se sentirán comprometidos a no defraudarte. Que sepan que no mientes, que no robas, que eres digno de confianza.
HemeraThinkstock
4 Deseos de superación. Muéstrales que siempre se puede aspirar a ser mejor cada vez, que no hay que ser conformistas, pero no les exijas lo que tú no pudiste lograr; sueña con ellos, tengan ilusiones y luchen por hacerlas realidad.

5 Generosidad. Sé generoso con los demás, que vean que tiendes la mano a quien lo necesita, ya sea dando un consejo, ayudando o dando una moneda. Enséñalos a sentir alegría al dar.

6 Autonomía.
Muéstrales que puedes bastarte a ti mismo, que si mamá no se encuentra, tú puedes hacer la cena, que cada quien puede ser capaz de ser independiente y autónomo.

7 Sentido del humor. Bromea, cuéntales chistes, haz que tu familia sea divertida y alegre. Ríanse de la vida.

8 Fe y Esperanza. Sean cuales sean tus creencias, muéstrales que hay algo que da sentido a tu vida, que tienes fe y esperanza en un ser supremo, llámese desde Dios hasta naturaleza. Ellos te imitarán.

9 Optimismo. Que tu pensamiento sea positivo, enseña a tus hijos a ver las cosas buenas de la vida y a ignorar en lo posible las malas, que hay más gente buena que mala y que siendo excepcionales podemos hacer de nuestro mundo un lugar maravilloso.

También podría gustarte

Comentarios