Cuentas bancarias para niños

Está en nuestra naturaleza
Desde pequeños, muchos de nosotros intentamos generar nuestros propios ingresos; algunos ofrecimos nuestros servicios como lavar el auto de papá, regar las plantas, cuidar a nuestro hermanito durante un par de horas o ayudar en alguna tarea para ganar esos centavos “extras”. Otros más astutos, pusieron su puestito de limonada, vendieron sus canicas o cambiaron estampillas de súper héroes para ganar más dinero. Así, sin saberlo, fuimos generando la cultura del dinero y saboreamos
el gusto que da generar un ingreso por nuestro esfuerzo. Otra manera era administrar juiciosamente el famoso “domingo”, que podía variar desde $5.00 pesos hasta cantidades más generosas, dependiendo de cada familia.

De cualquier manera, los niños de hoy y siempre conocen el gusto que da llenar la alcancía. Además, la infancia es la mejor edad para inculcarles un buen hábito que tendrá repercusiones el resto de sus vidas. Los niños son coleccionistas por excelencia; ¿por qué no aprovechar esta característica y enseñarles a administrar bien el dinero, a ahorrarlo y utilizarlo de mejor manera? Desde pequeños, los niños pueden empezar a cultivar la cultura del ahorro y en su momento a invertir su dinero de manera concienzuda.

No son pequeñeces
Al igual que los adultos, los niños encuentran una gran satisfacción al saberse productivos y que su dinero tiene un valor. Es por ello que los bancos de hoy le ofrecen a estos pequeños ahorradores una cuenta que más que ser un juego de niños, es una manera muy seria de ahorrar y generar inversión. De ahí deriva la importancia de acudir a una Institución bancaria que respalde su dinero y que tome en serio este sano sentido del ahorro y la inversión.

Beneficios
La mayoría de los bancos ofrecen una cuenta diseñada para menores de 12 años en la cual pueden contar con una tarjeta o plástico la cual les permite:
• Depositar, verificar el saldo o retirar dinero en cualquier sucursal
• Checar saldos o retirar dinero en cajeros automáticos
• Obtener rendimientos según el monto depositado
• Tener acceso a promociones o descuentos
• Asegurar un apoyo económico para terminar sus estudios en caso de que el padre o tutor falleciera

¿Qué se necesita?
Los requisitos para tramitar una cuenta para tus hijos son:
• Ser menor de 12 años
• Hacer un depósito de $300 pesos mínimo
• Presentar una identificación oficial del padre o tutor
• Llenar y firmar un contrato de apertura con alguno de los padres

También podría gustarte

Comentarios