Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

Deportes individuales para tus hijos

Al considerar una actividad deportiva para sus hijos, muchos padres se inclinan directamente hacia los deportes en equipo, animados por su propia afición o por sus experiencias positivas durante la infancia. Pero aunque los deportes que se practican con un equipo alientan la cooperación y el desarrollo de la autoestima, algunos niños, lejos de sentirse incluidos en la acción, alimentan dudas sobre su propia capacidad deportiva.

La personalidad del niño dicta en gran medida si gozará la experiencia deportiva en equipo. Unos chicos se divierten sin reparos, pero otros se comparan negativamente con sus compañeros y se sienten decepcionados. Estos niños llegan a creer que no son buenos para los deportes, cuando en realidad lo único que necesitan es mayor práctica y seguridad.

Acción para entrar en acción

Si bien es cierto que no todos los niños serán futuros héroes deportivos, la importancia de los deportes para tus hijos a lo largo de la vida es indiscutible. Nuestro objetivo como padres es establecer en nuestros hijos las bases para una vida activa, que incluya hábitos saludables. Es importante ayudar al niño a encontrar una actividad adecuada, que fomente tanto sus habilidades como su autoestima, y evitar que se desaliente de practicar deportes.

Razones que desaniman la participación deportiva infantil

Desarrollo de habilidades básicas. Aunque existe una multitud de programas deportivos para preescolares, la mayoría de los niños adquiere hasta los 6 o 7 años las habilidades motoras, concentración y destreza necesarias para asimilar las reglas de un deporte organizado. Si un niño no tiene suficiente práctica en una disciplina específica, puede tomarle un tiempo aprender a patear una pelota mientras corre o quitársela al jugador contrario. Fallar en una situación de juego hace que algunos niños se frustren o se pongan nerviosos.

Estrategia: Practica con tu hijo en casa. Lanza canastas, juegua “cachados”, salgan a caminar juntos. Así le darás oportunidad de desarrollar habilidades y condición física en un ambiente seguro.

Actividades alternativas

Los deportes que enfatizan la necesidad de mejorar el desempeño individual (“competir contra ti mismo”), le restan al ejercicio el elemento competitivo que incomoda a algunos niños, y a la vez alientan una filosofía personal de esfuerzo y disciplina. Algunas opciones:

• Natación

• Equitación

• Baile

• Patinaje (en hielo y de ruedas)

• Ciclismo

• Andar en patineta

• Golf

• Tenis

• Esgrima

• Yoga

• Jogging

Cómo apoyar a tu atleta

• Asegúrate que el maestro o entrenador no imponga expectativas irracionales.

• Ofrece retroalimentación positiva.

• No lo compares con otros deportistas.

• Hazle saber que no esperas un desempeño perfecto, sino su mejor esfuerzo.

• Felicítalo por su participación, sin importar el resultado.

También podría gustarte
Comentarios