Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

El camino para tenerlo todo

¿Podemos tenerlo todo? ¿O debemos renunciar siempre a algo para obtener otra cosa?

Todos olvidamos que tenemos una chispa de luz divina que conservamos a través de nuestras vidas, sin importar si fuimos buenos o malos. Nunca nos desconectamos de esa divinidad, de esa fuente primaria.

Deja atrás la resignación

Lo que sucede es que con nuestros pensamientos y acciones egoístas, nos formamos una nube que nos impide vernos a nosotros mismos, que somos poderosos y estamos conectados con la perfección.

Tenemos que trabajar arduamente en despejar nuestro horizonte de todas esas nubes que nublan nuestras vidas. Por esta razón, muchas personas viven en un estado de resignación:

• Se quedan en un trabajo en el que no están a gusto o no pueden progresar.

• Permanecen cautivos en un matrimonio que sólo sirve para llevar una “vida normal”, para la sociedad en la que vivimos.

• No se sienten capaces de poder lograr algo, por más sencillo que sea ese algo.

• Toda su vida forman parte de las estadísticas.

Nueva realidad

Decídete y adopta la nueva conciencia de la realidad. Asimila perfectamente que la fuerza del pensamiento crea la realidad que decidimos experimentar. Así como se logró la división del Mar Rojo permitiendo a los israelitas huir de la armada egipcia, así nosotros, con toda esta nube de posibilidades que nos presenta la mecánica cuántica aplicada a la vida cotidiana, podemos cambiar nuestro entorno y por ende nuestras vidas.

Más energía positiva

El Dr. Emoto, gran investigador japonés, analizó la estructura de un cristal de agua y demostró su transformación dependiendo de la energía que se aplicaba a ella. A esta unión la llamó Hado, que significa la fusión de dos ideogramas: “Onda y movimiento”.

En la actualidad se usan diferentes términos para describir ese fluir de la energía. Los cuánticos usan la palabra quantum, en Oriente se aplican los términos chi o ki, en yoga utilizan el prana, la mente universal y el Espíritu Santo en el catolicismo.

En todo existe una frecuencia vibratoria y ese todo se afecta dependiendo de la conciencia que tengamos. Si nosotros queremos mejorar nuestra vida, debemos elevar nuestro estado de conciencia; debemos lograr vibrar a una frecuencia más alta; debemos cuidar nuestros pensamientos.

Sin limitarnos

No creemos que podemos tenerlo todo. Nuestro pensamiento nos limita a creer que únicamente podemos ser completamente felices en algunas áreas de nuestras vidas. Sin saber que poseemos tanta sabiduría universal que con tan sólo darnos la oportunidad para lograr y tener todo lo que deseamos, lo obtendríamos.

Nunca es demasiado tarde

Efectivamente, siempre es buen momento para cambiar nuestra forma de pensar. Nuestros propios pensamientos son los limitantes que nos impiden cumplir con la misión de vida con la que todos nacemos. Considera estos sencillos consejos:

1. Da el primer paso. “Un viaje de 1000 millas comienza con  un simple paso” (Proverbio chino). Aunque parezca obvio es importante dar el primer paso sobre algo que hayas decidido; en ese momento habrás empezado a realizar tus sueños.

2. Vence a tu oponente interno. Todos tenemos a un  oponente interno que siempre nos pone piedras en el camino para que no realicemos nuestros deseos. Las excusas son el gran ejemplo de ese oponente interno.

3. Llena los huecos en tu vida. La arrogancia y el orgullo  son sentimientos que sólo nos distancian de nuestros semejantes, porque estas emociones negativas forman huecos en nuestras vidas en los que se aloja la negatividad.

4. Mantén el entusiasmo. Debemos conservar ese gran  entusiasmo que los niños tienen, para estar siempre en la búsqueda de hacer nuevas cosas, de aprender, de descubrir nuevos mundos y conquistarlos.

Una dimensión distinta

Todos gozamos del gran poder para manifestar en la realidad de la tercera dimensión los objetos que pensemos. Adquirir nuevos conocimientos nos ayuda a elevar nuestro estado de conciencia y con ello incrementamos la responsabilidad que tenemos de nuestros propios actos y de lo que podemos afectar a los demás.

Para lograr entrar a otro nivel de conciencia y entrar en una frecuencia vibratoria más elevada:

• Procura usar palabras que hagan alusión al bien, la verdad y la belleza.

• Que tus palabras y tu actitud hacia los demás sean expresiones de amor.

• Vigila que todo lo que digas siempre tenga una buena intención.

• Reza. Todos conocemos el gran poder de la oración.

• Rodéate de libros, frases y oraciones que sólo traten del bien, la verdad, la belleza, la unión o la armonía. Aléjate de todo lo que no incluya lo anterior.

• Convive únicamente con personas que gozan de un hado poderoso y elevado.

• Escucha la música que te resulte agradable. Lee algo que te dé luz.

• Decídete a vivir con una nueva conciencia, en donde sólo se acepten el amor y las bendiciones.

También podría gustarte
Comentarios