Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

Elige un parto humanizado

Generalmente en una sala de expulsión, quien menos opina es la mujer embarazada, que solamente se concentra en la orden de “pujar” o bajo los efectos de la anestesia, obedece la orden del doctor de que es necesario practicar una cesárea.

El concepto ha cambiado, las educadoras perinatales han difundido la opción de vivir un “parto humanizado”, ya que este momento no debe ser una emergencia médica, sino una experiencia saludable y transformadora emocional y físicamente. El objetivo es que la pareja se sienta preparada para recibir al bebé y que tus deseos para dar a luz sean tomados en cuenta.

Cada mujer es diferente y tiene su propia historia, miedos, limitaciones y distintos vínculos con su pareja. Por esta razón no se puede pretender que todas las mujeres tengan el mismo tipo de parto.

Tú decides
El modelo humanista de este tipo de parto pretende la unidad entre cuerpo, mente y espíritu, lo que permite a la mujer hacer lo que su organismo pide durante el parto. El cuerpo no es una máquina, sino un centro de energía, por ello, es recomendable tomar agua, comer, recibir el apoyo de quienes están alrededor y adoptar la posición que se desee para tener a su hijo.

Entre las posibilidades de un parto humanizado está desde un parto en agua, en cuclillas, en casa, bloqueo y también cesárea en casos muy especiales, ya que ésta ha salvado muchas vidas. Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud, OMS, dice que ningún país debería tener más del 15%, ya que el 75% de las mujeres están preparadas para tener partos seguros.

De acuerdo con las educadoras perinatales, una mujer embarazada que se enfrenta a una cesárea tiene 7 veces más posibilidades de morir que cuando da a luz por vía vaginal. Además, los bebés pueden tener dificultades respiratorias.
Existen procedimientos en la actualidad que no son avalados por la OMS, por ejemplo: no se debe acostar a la mujer, ya que el principio básico es que si quieres que algo baje no se debe estar en una cama, pues la pelvis no está libre.

Thinkstock/Comstock/Thinkstock
Disfruten el parto en pareja
El parto humanizado tiene como finalidad que aprendas a escuchar a tu cuerpo, respetar tu libertad de elección, fomentar en ti y en tu pareja la confianza a través del sustento científico, promover tu participación activa y brindar a tu bebé un nacimiento suave y respetuoso.

Existen cursos especiales de parto humanizado donde te explican que es válido que tu pareja esté presente para que vivan el proceso juntos; le enseñan cuál es el rol del hombre y le brindan las herramientas necesarias para ayudarte, qué decir y qué evitar; cómo decidir el momento de acudir al hospital y crearte un ambiente agradable con poca luz, música o silencio total.

Los hombres pueden funcionar como la parte lógica para que tú logres desprenderte y fluir sin tener que pensar, calcular o controlar. La doula o educadora perinatal sirve de apoyo al futuro padre para que éste se sienta tranquilo y si el hombre está ausente, ella auxilia a los abuelos del futuro bebé o a los tíos o hermanos de quien va a dar a luz.

La OMS sugiere

• Para el bienestar de la nueva madre, se debe permitir el libre acceso durante el parto de algún miembro de la familia. El equipo de médicos también debe brindar apoyo emocional.
• El recién nacido sano debe permanecer con la madre siempre que sea posible.
• Se recomienda la lactancia inmediata, incluso antes de que la madre abandone la sala de parto.
• Las mujeres que dan a luz en una institución deben conservar su derecho a decidir su vestimenta y la del bebé, incluso el destino de la placenta.
• No está indicado rasurar el vello púbico ni administrar enemas antes del parto.
• No se recomienda colocar a la embarazada en posición dorsal con las piernas abiertas durante la dilatación ni la expulsión. También recomiendan que la mujer camine y decida la posición a adoptar.
• No está justificado el uso sistemático de episiotomía o corte en el perineo para abrir el canal del parto y facilitar la salida del bebé.
• Las parteras tradicionales deben coexistir en el sistema oficial en beneficio de la futura madre.
• Las mujeres deben ser informadas sobre los distintos métodos para dar a luz a sus bebés.
Recuerda que el parto es un momento único en tu vida, de tu pareja y de tu bebé, vale la pena que te tomes el tiempo para saber cómo vas a recordar esta experiencia.

Más información:
Asociación Nacional de Instructoras en Psicoprofilaxis Perinatal: www.anipp.org.mx • Association of Labor Assistants and Childbirth Educators: www.alace.org • Sobre Parto Humanizado: www.partohumanizado.orgwww.doulas.eswww.partolibremexico.org • 56.82.62.54 • 044.55 55.06.35.21

También podría gustarte
Comentarios