Enfrenta los retos de la vida, como toda una atleta

Cuando asistimos o vemos por la televisión una simple competencia colegial, un partido profesional de cualquier tipo
de deporte o los Juegos Olímpicos, nos podemos dar cuenta
de que, por lo general, los atletas gozan de una envidiable condición física, determinación y resistencia.

Si queremos perfeccionar nuestras habilidades, enfrentar
todos los retos que se nos presentan a diario y convertirnos
en campeones en este juego que se llama vida, tenemos que seguir algunas de las técnicas que usan los grandes atletas,
y así adquirir esa fuerza para sus competencias.

1. Para ser campeón tienes que lucir como tal

Observa a los grandes. Aún cuando llegan a cometer errores no demuestran nunca sus sentimientos, por el contrario, siempre se muestran muy seguros. En lugar de bajar la cabeza y hundirla entre los hombros hay que levantarla, literalmente hablando, para que los que te rodean reciban el mensaje de que tienes la capacidad de aceptar las críticas con gracia y madurez. ¡Que un error no te apabulle!

2. Propónte un solo objetivo a la vez

Establecer prioridades es de gran importancia, porque si no lo hacemos nos perdemos en un mundo de información y lo único que hacemos es perder tiempo, desesperarnos y estallar. Hay que efectuar listas diarias de prioridades que definan cuales actividades se necesitan realizar y en qué orden. Una vez establecidas tus prioridades haz el compromiso contigo misma de cumplirlas.

3. No podemos ser todólogas

Pero eso no nos impide que no podamos estar en la jugada. Si sientes grandes culpas por no pasar más tiempo con tus hijos, tómate un breve período y dedícaselo a ellos, no tienen que ser largas horas ni todo el día, con compartir unas caricaturas o su programa favorito ambos, ellos y tú, se sentirán felices. No te pongas una rutina de ejercicio que es imposible de realizar, no seas ambiciosa, pon los pies en la tierra y divide tu tiempo de forma razonable, propónte metas reales.

4. Deja que tu energía fluya

Si aprendes a relajarte realmente podrás tener una mente clara y llegarás a cualquier meta. Está comprobado que cuando se respira profundamente y despacio, la energía empieza a fluir, permitiendo la relajación y liberando las tensiones de tu cuerpo. Esto te permitirá tener la mente clara y tus pensamientos en orden para dirigirlos a una meta específica.

5. Vive el momento

Todavía no podemos darnos el lujo de la ubicuidad, es decir, el poder estar en dos lugares al mismo tiempo. Vive en el momento. Aunque tengas una agenda de trabajo muy apretada y estés en tu coche esperando con ansiedad que se ponga la luz verde para llegar como cohete a tu oficina a sacar todos tus pendientes; detente y sólo vive plenamente ese momento, respira profundo y recorre todo tu cuerpo con el aire que inhalas, disfruta ese momento contigo, todos tus pendientes vendrán uno a uno durante el día, pero ese momento que puedes pasar contigo misma no regresará.

 

6. Toma todo con calma, Vive el momento

Un viejo adagio de un jugador de baseball dice: “No trates de obtener todo con un sólo swing”. Todos los campeones en potencia no ven todo desde una perspectiva de contraste, es decir, blanco-negro, éxito-fracaso, sino por el contrario, se preguntan y están conscientes de que sus acciones los ayudarán a llegar donde ellos quieren estar. Debemos concentrarnos en el proceso de lo que estamos eje-cutando. Hay que establecer pequeñas metas en las cosas que tenemos que hacer. La próxima vez que tengas frente a ti una gran tarea por realizar o un gran pro-yecto, desglósala, establece prioridades y lograrás mayor eficiencia en su desarrollo.

7. Cree en ti misma

Los grandes atletas no se limitan, no se ponen obstáculos, no tienen pensamientos negativos sobre su capacidad y/o su persona.
Nunca te etiquetes diciendo que tienes mala memoria o que tienes mala suerte. Por el contrario cuando tengas alguna duda sobre tu capacidad o un pensamiento negativo sobre ti o sobre lo que estas realizando, deséchalo y cámbialo por uno positivo. Mientras más pensamientos positivos tengas sobre ti, atraerás más éxitos a tu vida y alejarás los fracasos.

8. Ríete

Para mantener la mente bien ubicada, debemos estar conscientes de nuestra realidad y mantener el sentido del humor. Debemos ver siempre nuestro juego en perspectiva y cuando cometamos errores conservar el sentido del humor para aceptarlos.

9. Visualiza

Todos los atletas están entrenados para establecer sus metas, para visualizar la jugada y lograr lo que se han imaginado. Si en un momento de tu día te encuentras en una junta o reunión que te está estresando, tómate un minuto, haz una respiración profunda y visualiza lo que te gustaría ver y sentir durante esa junta, sentirás la diferencia.

También podría gustarte

Comentarios