Estilo o pose ¿cuál es tu apariencia?

“La moda cambia, el estilo permanece”, así se refería Cocó Chanel sobre ese toque mágico que pocas poseen pero que todas desean, y aún más, se empeñan por presumir aunque en realidad no sean más que esclavas de ideas que se construyen a su alrededor. El estilo no solamente se relaciona al campo del vestir, es también una actitud ante la vida. Descubre a través de este test si realmente lo posees o lo tuyo es pura pose.

1.- Es momento de renovar tu guardarropa, ¿en qué te guías para seleccionar tus prendas?

a) En que sean lo más fashion posible y eso sí, muy costosas; si son de diseñador, aún mejor.
b) Que vayan acorde a mis actividades y que me ayuden a sacar el mejor partido de mis características físicas.
c) Que su costo no se salga de mi presupuesto y que sean prendas de ‘batalla’.

2.- Si alguien de tu núcleo laboral hiciera referencia a ti, ¿qué te gustaría que tuvieran en mente?
a) Que nací entre pañales de seda y que por lo general no me codeo con ‘el pueblo’.
b) Que soy una mujer inteligente, trabajadora, justa y buena compañera.
c) Que no doy problemas y que saco adelante el trabajo que me toca.

3.- Lo de hoy es la delgadez extrema, ¿tú cómo abordas esta imposición de la moda?

a) Al pie de la letra, cuento cada caloría que consumo y hasta cuido de quienes me rodean ¡nadie come en exceso!, al menos frente a mis ojos.
b) Trato de comer sanamente, pero no me privo de lo que me gusta, y además procuro hacer ejercicio porque creo que no hay nada más importante que mi salud.
c) ¡Ni en mi infancia fui delgada! Así que no me preocupo y le doy al cuerpo lo que pida.

4.- Todos tenemos un lenguaje privado con nuestros allegados, ¿al tuyo qué lo caracteriza?
a) Las palabras en otros idiomas, aunque a veces no sepa qué significan, pero se escuchan ‘in’.
b) La complicidad, podemos hablar de cosas, personas o situaciones que nadie se imagina, con un toque de sutilidad.
c) En realidad no lo tengo, simplemente hablo de lo que tengo que hablar.

5.- ¿Con qué elementos sueles decorar tu sitio de trabajo?
a) Con fotos mías en distintos escenarios de Europa y adornos que compré en algún viaje que hice, procuro que éste sea muy peculiar para que me pregunten su origen.
b) Con algunos detalles que me hagan sentir cómoda o que me arrebaten una sonrisa, como una postal, algún juguete o un jardín zen.
c) Con nada, sólo tengo mis herramientas de trabajo.

Mayoría A:
¡Qué pena!, pero tenemos que decirte que el estilo brilla por su ausencia en tu caso. Has vivido pensando que posees un toque excepcional, cuando en realidad luchas todo el tiempo por generar una imagen ante los demás, que por cierto, no es nada positiva. No te preocupes por hacer que las personas se enteren de si tienes o no un estatus elevado, dicen que el amor, el dinero y la inteligencia no se pueden ocultar, así que no es necesario que lo hagas notar. Te recomendamos que trates de enfocarte a desarrollar un estilo en el que queden de manifiesto las cualidades que posees y te esfuerces porque quienes te rodean te aprecien y respeten por la persona que eres. Tu diseñador sería John Galliano.

Mayoría de B:
No solamente tienes estilo, también clase. Tratas de ser tú misma en todo momento y de respetar tu personalidad. Utilizas todos los elementos que tienes a tu alcance para brillar con luz propia y al mismo tiempo te esfuerzas por generar tu bienestar y el de las personas que están a tu alrededor. Tienes un sello propio que refleja tu forma de sentir, de pensar y que define tu camino, eso es justamente tener estilo. Ten por seguro que Cocó Chanel estaría muy orgullosa de ti.

Mayoría de C:
Te tenemos dos noticias: la mala y la buena, la primera es que definitivamente no te has preocupado por crear tu propio estilo, quizá sientas que se trata de algo superficial que raya en la tontería, pero no es así, como ya decíamos va mucho más allá de seguir una moda, se trata de algo que te define y que de alguna manera permite que no te salgas del camino que te has marcado. La buena noticia es que siempre hay oportunidad de explotar lo mejor de ti misma y tu momento ha llegado. Carolina Herrara se sentiría feliz de tomarte en sus manos.

“La perseverancia es el motor del éxito”.

También podría gustarte
Comentarios