Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

La meditación

Muchos consideran la meditación como una práctica espiritual o como una cuestión religiosa únicamente, cuando en realidad tiene innumerables beneficios para el cuerpo y la mente.
El propósito de la meditación es entrar en contacto con nuestro Ser Interior. Cuando meditamos, nosotros le estamos hablando a Dios y permitimos que él nos hable a nosotros. Pero, ¿cómo es posible esto? Dicen los expertos que tenemos alrededor de sesenta mil pensamientos al día. ¿Si esto es así, cómo entonces, estando ocupada nuestra mente todo el tiempo, podemos escuchar esa voz en nuestro interior? Por ello es importante darnos al menos quince minutos al día para relajarnos completamente, acallar nuestros pensamientos, aquietar la mente y entrar en contacto con nuestro Ser Interior.

Beneficios de la meditación

Al meditar, podremos encontrar las respuestas a las dudas que nos agobian, la solución a grandes problemas, paz y serenidad. Con la practica cotidiana de la meditación podemos mejorar nuestra calidad de vida, aumentar la confianza en uno mismo, elevar la capacidad de la memoria y reducir el estrés.

Numerosos estudios han demostrado que cuando meditamos se estimula nuestro sistema límbico, nivelando la producción de sustancias conocidas como hormonas del estrés. También el sistema endocrino responde a la meditación, favoreciendo la salud de los huesos, músculos y órganos internos y equilibrando también el ritmo cardiaco y respiratorio. Por otro lado, se estimula nuestro sistema inmunológico, reforzando nuestra protección contra las enfermedades.

Se puede meditar al estar desempeñando algún trabajo físico, al hacer ejercicio o simplemente al caminar. Si nos concentrarnos en esa actividad sin dejar que nuestra mente divague, iremos aprendiendo poco a poco a enfocar nuestra mente en forma efectiva y clara en lo que estamos haciendo. Así, obtenemos los máximos beneficios de la meditación y al concentrarnos, hacemos mejor lo que estemos haciendo, pues lo hacemos con más calidad.

También podría gustarte
Comentarios