Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

Lo que no sabías del sexo

¿A qué se debe el olor característico de la zona genital?
La respuesta hay que buscarla en las llamadas glándulas vestibulares. La superficie de los labios mayores está literalmente tapizada de glándulas sudoríparas, que
segregan el sudor y de las glándulas sebáceas, que
fabrican el sebo que lubrica el vello público. Estos dos
tipos de glándulas confieren a la vulva un olor específico,
más o menos intenso, que muchas mujeres intentan disimular sin éxito con perfumes y desodorantes. Sin embargo, no hay que olvidar que este odor di femina que algunas consideran un fuerte hedor es en realidad un estimulante erótico al cual son sensibles muchos hombres. Existen otras glándulas que tienen el cometido de lubricar la vagina durante el acto sexual.
Nos referimos a las glándulas de Bartolino, que se localizan en el espesor de los labios grandes, y las glándulas de Skene, próximas al meato urinario, es decir, el orificio por el cual fluye la orina que viene de la vejiga.

¿Por qué los hombres tienen erecciones matutinas?
Las frecuentes erecciones que experimentan los hombres al despertarse no tienen nada que ver con la necesidad de orinar. Tampoco guardan necesariamente relación con los sueños eróticos. Las llamadas tumescencias nocturnas se producen al coincidir el despertar con un momento del sueño que recibe el nombre de fase de movimientos oculares rápidos (REM). Durante ésta, se dan erecciones de forma fisiológica que ocurren con el fin de oxigenar el miembro viril.

¿Puede quedarse una pareja “pegada” durante el coito?

Según informes de los expertos en sexualidad humana, en las clínicas es relativamente frecuente que acudan parejas que han sufrido esta desagradable experiencia.
Ahora bien, el mecanismo por el que se quedan unidas durante el acto sexual nada tiene que ver con el comportamiento reproductor de algunos animales, como los perros, que disponen en sus penes de mecanismos para quedar enganchados en la vagina durante la cópula. En los casos humanos, un problema físico o psíquico en la mujer puede ocasionar que durante el coito ocurra una contracción involuntaria de ciertos músculos vaginales, como el constrictor y los perineales. Éstos aprisionan con tal fuerza el pene que algunas mujeres en esta situación han tenido que tomar un relajante muscular para liberar a su compañero.

También podría gustarte
Comentarios