Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

Logra un cuerpo de 10

iStockphoto/ThinkstockLucir un cuerpo firme y bien moldeado hará que te veas súper, piensa en tu futuro, pues a largo plazo hacer ejercicio también fortalecerá tu salud y tu mente.
Antes de comenzar con una rutina deportiva, debes estar consciente de tus hábitos y tener muy claras tus metas, así como estar segura de tu tiempo libre. Cualquier actividad que comiences, deberá adaptarse a tu rutina diaria de trabajo y no debe convertirse en un obstáculo.

¿Lista? ¡A moverte!
Aunque la lista de deportes es muy extensa, te presentamos una prueba de que con el suficiente compromiso puedes realizar cualquier actividad.

Boxeo. Este deporte, al igual que su versión más sutil, el kickboxing, cuentan con el mismo principio: fortalecer todo el cuerpo, despertar los reflejos y adquirir coordinación, gracias a las técnicas para moverte en un ring. Aunque es probable que nunca te subas a uno, aprender a tirar puñetazos y/o patadas y responder con agilidad a la defensa, se alertarán cada uno de tus músculos y tu cerebro. Comienzas con fortalecimiento de brazos, abdomen y piernas; luego tendrás que combinar ese conocimiento con la rápida reacción de la defensa y agilidad. Practícalo unas dos veces a la semana con un entrenador.

Danza. Esta actividad aparentemente sencilla, es una de las que exige mayor disciplina por la fortaleza y tonificación que deben adquirir los músculos para poder ejecutar con gracia cada paso de baile, sin que éstos se vean muy mecanizados. Desde el belly dance, pasando por tango, flamenco y salsa, hasta llegar a la zumba, prepárate a sudar tres veces a la semana con esta rutina. Es un excelente ejercicio cardiovascular que anima el alma por la música y una de las mejores formas para adquirir condición y gusto por el ejercicio, sin querer tirar la toalla.

Jupiterimages/Pixland/Thinkstock
Jogging. Ahora hay cada vez más oportunidades para practicarlo, ya sea porque quieres apoyar una causa o sólo por el placer de llegar a la meta. Sin lugar a dudas, es el mejor ejercicio cardiovascular, ya que es de resistencia total. Para lograrlo, debes pasar una rutina de fortalecimiento y tonificación muscular. Si eres disciplinada y te gusta practicar deportes al aire libre, ésta es la mejor forma de hacerlo; además, no requiere de un equipo especial, sólo de una gran voluntad ante el mal clima o las pocas pistas para entrenar. Practícalo tres veces a la semana y recuerda que es muy importante descansar entre un entrenamiento y otro.

Pilates.
Esta rutina ha ganado muchos adeptos, ya que cada ejercicio debe ser muy preciso y supervisado por un experto. Los resultados son increíbles, pues es una disciplina de preparación para bailarines de ballet, gimnastas y atletas. Y lo que es mejor, puedes encontrar clases o un espacio para esta disciplina en casi cada esquina de la ciudad. Entre sus ventajas se encuentra que te ayuda a tonificar y dar forma a los músculos sin hacerlos ver exageradamente marcados, es una perfecta combinación de ejercicio aeróbico y anaeróbico; existen varios tipos de rutinas de pilates, cama y piso, para que escojas la que se ajuste mejora tu condición física y preferencia.

Yoga. Para muchos, esta disciplina no es un método muy efectivo de hacer ejercicio. Pero una vez que tomas la primera clase, te darás cuenta de que es una excelente rutina para mantenerte en forma. Obtendrás elasticidad, fortaleza y tonificación, así como equilibrio corporal y mental. Existen varios tipos de yoga que aportan a tu cuerpo beneficios múltiples y también varios sitios donde puedes tomar una clase. El inicio puede ser complicado, pero conforme avances de nivel, notarás que los resultados son rápidos y muy favorecedores.

Hemera/Thinkstock
Spinning. El mejor remedio para liberar tensión es el spinning. Si te gusta ir al gimnasio, únete a una clase y comienza a elevar el ritmo en forma gradual. Además de quemar calorías rápidamente, también es un ejercicio cardiovascular que te da resultados pronto. Ayuda a tonificar y endurecer las piernas y la cadera. Intenta hacerlo tres veces por semana y descansa dos, o practica otro tipo de ejercicio. Si te animas, puedes pasar del gimnasio al aire libre. Recuerda que hay días al mes que puedes circular en bicicleta por algunas de las principales calles de la ciudad.

Las útiles recomendaciones

• Antes de cada sesión de ejercicio debes hacer una rutina de calentamiento y al final debes estirar los músculos para relajarlos.
• El cuerpo y los músculos deben tener un tiempo de descanso entre cada actividad. Es decir, por cada día de entrenamiento intenso, tómate uno de descanso o realiza un entrenamiento muy relajado.

También podría gustarte
Comentarios