Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

Reacciones del sistema inmunológico en el embarazo

Que pasa con el sistema inmunologico durante el embarazo
Jupiterimages/Brand X Pictures/Thinkstock

El sistema inmune del ser humano tiene dos formas de defenderse contra las infecciones.

Por medio de los linfocitos o glóbulos blancos (que se encuentran circulando en la sangre).

Por los anticuerpos producidos por ciertos linfocitos que también circulan en la sangre. Los anticuerpos se forman cuando hay una infección y sirven para atacar al agente (virus, bacteria etc.), causante de la misma.

Que pasa con el sistema inmunologico durante el embarazo
iStockphoto/Thinkstock

¿Qué sucede en el organismo?

El embarazo es el mejor modelo de un trasplante y se ha dicho que el feto es una especie de “aloinjerto” que sigue las leyes de aceptación y rechazo.

Durante el embarazo el sistema inmunológico materno se deprime (supresión inmunológica) para que el feto no sea rechazado como si fuese un cuerpo extraño.

Y, como es lógico, la supresión inmunológica en la embarazada, aumenta el riesgo del desarrollo de infecciones. Las enfermedades infecciosas sobre todo durante el primer trimestre del embarazo, son más preocupantes, pues es el período más vulnerable del feto, ya que se están formando y desarrollando los órganos, aparatos y sistemas del bebé.

¿Por qué son peligrosas las infecciones durante el embarazo?

Es sabido que muchas infecciones pueden complicar la salud de la mujer embarazada o la del bebé durante el período intrauterino. Hasta una simple infección del tracto urinario, común durante el embarazo, debe tratarse de inmediato. Una infección no tratada puede traer complicaciones en el embarazo de diferentes tipos. Algunas pueden ser causa de problemas serios como malformaciones cardíacas, ceguera, recién nacidos de bajo peso para su edad gestacional o causar retraso mental.

Que pasa con el sistema inmunologico durante el embarazo
iStockphoto/Thinkstock

Las infecciones más frecuentemente asociadas con problemas en el recién nacido son la toxoplasmosis, listeriosis, salmonelosis, rubéola, citomegalovirus, hepatitis B y herpes genital.

Afortunadamente existen medidas que pueden ayudarte a disminuir la posibilidad de desarrollar una de estas infecciones durante el embarazo.

Prevención contra las infecciones

La primera línea de prevención la constituye la vacunación antes del embarazo. Idealmente toda mujer en edad fértil debería estar vacunada contra rubéola, varicela, hepatitis B y difteria-tétanos (refuerzos cada 10 años). Además, por el mayor riesgo materno de complicaciones, se recomienda la vacunación contra la influenza durante el embarazo.

No todas las vacunas se pueden aplicar durante el embarazo, hay un esquema de vacunación que se debe de seguir y tu médico te lo debe de indicar.

Vacunas para la familia: es recomendable que tanto los niños como todos los miembros de la familia estén al día con sus vacunas.

Que pasa con el sistema inmunologico durante el embarazo
iStockphoto/Thinkstock

Medidas de higiene recomendadas

Son varias las enfermedades infecciosas mencionadas anteriormente que no pueden prevenirse con vacunas y es mejor evitarlas con una buena práctica de higiene.

Las prácticas de higiene como un frecuente lavado de manos y evitar el contacto con la saliva de otras personas (a través de compartir alimentos, bebidas o utensilios), puede disminuir la posibilidad de infectarte. Una buena higiene es de particular importancia cuando tu trabajo te obliga a estar en contacto con grupos de niños o si tienes hijos propios, porque algunas infecciones, como la del citomegalovirus, son más fáciles de adquirir a través de ellos.

Que pasa con el sistema inmunologico durante el embarazo
iStockphoto/Thinkstock

El lavado de manos: Es una de las medidas indispensables y efectivas para prevenir el contagio de muchas enfermedades infecciosas así como su dispersión hacia otras personas. Lo ideal es usar jabones antimicrobianos y frotarse las manos por 20 segundos, poniendo atención en las uñas, entre los dedos y las muñecas. Debes lavarte las manos varias veces durante el día.

No te pierdas la próxima semana la continuación de este artículo con el título:  Cuidados básicos de las infecciones durante el embarazo.

 

También podría gustarte
Comentarios