¡Quítate la pereza!

0
¡Quítate la pereza!

iStockphoto/Thinkstock

 

Deshazte de ideas negativas, cada día que te despiertes por las mañanas revísate, mírate en un espejo, estás completa, eres capaz y no te hace falta nada más que voluntad y decisión de tener una actitud propositiva contigo misma. Todos los días, despiértate con la mejor actitud que puedas. La cara que le das a la vida es el primer paso. A echarle ganas.

Proponte metas, desafíate. Se dice que uno logra adoptar un hábito a los 21 días que se lleva a cabo diariamente. Así que persevera en lo que quieras cambiar o empezar a hacer, por ejemplo levantarte temprano. Plantéate a ti misma que 21 días seguidos sin importar nada te levantarás a determinada hora y así hazlo. Después de los 21 días ya será parte de ti y no te costará ningún trabajo. Ya te habrás formado un hábito, sólo sé constante.

Ejercítate, entre más practiques ejercicio, mayor vitalidad y energía tendrás. Recuerda que todo lo que no se mueve se atrofia y tu cuerpo no es la excepción. Elige cualquier actividad que te guste y te relaje. Hacer ejercicio diariamente te ayuda a quitar el estrés y lo mejor, te darás cuenta de que cuando te ejercitas, mejora tu humor, sonríes más, te sientes más ligera. Es porque toda tu energía está en movimiento, no se acumula nada. Anímate. Recuerda los hábitos.

¡Quítate la pereza!

iStockphoto/Thinkstock

Come bien, consume alimentos frescos, fáciles de digerir. Procura reducir los embutidos y alimentos pesados. Trata de no tomar café en la medida que puedas, y por supuesto, jamás tomes una bebida energética. Lo que hacen estas bebidas es darte un poco de la “energía” que te hace falta para después bajártela al doble. Te sentirás aún más cansada al poco tiempo, su efecto sólo es momentáneo, así que come la mayor cantidad de frutas y verduras que puedas y todo tu cuerpo trabajará mejor y con menos esfuerzo.

Haz una cosa a la vez, es importante la actitud y que logres tener ganas de hacer muchas cosas pero si haces de una en una te saldrá todo mejor y te hará sentir bien, es la motivación que necesitas para plantearte más tareas que te gusten.

¡Quítate la pereza!

iStockphoto/Thinkstock

Haz planes con tus amigos, la gente te inyecta energía y vida, comparte tiempo con tus seres queridos, no los descuides. Siempre pueden pasar un momento agradable y no podrás esperar a repetirlo.

Y aunque parezca obvio: ¡Descansa! Dormir ocho horas por las noches es importantísimo para que te sientas con fuerzas y ganas de lo que sea, el cerebro necesita reponerse diariamente y todo tu cuerpo también. Respeta tu tiempo de descanso, no abuses ni te malpases. Simplemente dale a tu organismo la oportunidad de recargarse para funcionar correctamente.
Una vida saludable te hará más feliz. Hay muchísimas cosas por hacer y conocer, no pases un día más sumergida en la pereza. Es cuestión de que te decidas y tomes una nueva actitud. ¡Tú puedes!

Tambien te puede interesar