Un portal realizado por y para mujeres con temas de moda, belleza, sexualidad, pareja, embarazo, hogar, trivias, consejos y mucho más

Tips de limpieza para el recién nacido

Sin importar cuántos cursos hayas tomado o cuántos libros revisaste, los primeros días con el bebé están llenos de nerviosismo y temor. A pesar de que te parezca imposible, con el tiempo tendrás más confianza en ti misma y será más sencillo atender a tu bebé.
Para facilitar el paso de estos días, he aquí una pequeña guía que te ayudará con las primeras atenciones.

Paso a paso
Los ojos. Limpia los ojos del bebé con unas gotas de agua purificada y una gasa esterilizada. En caso de tener mucha secreción, pregúntale al pediatra si es necesario aplicarle algo más.
La nariz y las orejas. Humedece una gasa en agua esterilizada o hervida y limpia únicamente la parte externa de su oído. No le introduzcas ningún objeto.
Cuidados para el cordón umbilical. En general, el cordón umbilical se cae entre el quinto y el décimo día. Mientras tanto debes desinfectarlo dos veces al día o en caso de que esté mojado por orina. Toma un cotonete y cúbrelo con una gasa esterilizada humedecida en agua hervida y limpia dando pequeños toques sobre el mismo. Permite que el cordón se seque por sí solo. En caso de que secrete un líquido oscuro, sangre o que emita un olor desagradable, consulta al pediatra.
Las pompas. Lo conveniente para prevenir las rozaduras es lavar las nalgas del bebé con cada cambio. Puedes hacerlo directamente sobre el chorro de agua tibia o con la ayuda de toallas húmedas. Protégelas con una capa delgada de crema a base de óxido de zinc o con alguna pomada que te recomiende su pediatra.
Precauciones básicas. Por ningún motivo dejes sólo al bebé, ni en la cama, en el cambiador, ni en la tina. No dejes actividades interrumpidas, como comida al fuego, al momento de cambiarlo o bañarlo. Incluso si suena el teléfono es preferible que coloques una contestadora y regreses la llamada en un momento más oportuno.

También podría gustarte
Comentarios