Tú, tu primer amor

 

Tú, tu primer amor
Pixland/Thinkstock

Si pensamos en la palabra relaciones, casi por asociación la ligamos a las de pareja. Y en este tema, además de pensar en la lista de los ex y -si andamos enamorados- en el amorcito actual, después vienen a nuestra mente los de familia, amigos, incluso, laborales, pero no en aquella relación de la cual depende la manera en la que abordamos la vida y por ende, es estratégicamente valiosa la que tenemos con nosotros mismos.

María Villegas y Jennie Kent, autoras del libro “Vademécum Mujeres”, de Villegas Editores, explican que antes de esperar tener relaciones exitosas con otros, es importante tomarse el tiempo que sea necesario para conocerse a sí mismo. De este modo, tendremos más y mejores herramientas personales para construir los lazos que tanto anhelamos.

¿Por dónde comenzar para promover el amor a uno mismo?

Las autoras comparten 7 consejos que son buenos puntos de partida para el autoconocimiento y valoración de las propias cualidades y una justa apreciación de los límites que tenemos.

Tú, tu primer amor
Pixland/Thinkstock

1. Escribe cosas obvias que ya sepas sobre ti. ¿Cómo te describirías?
2. Hazte pruebas de personalidad como las que aplican los psicólogos certificados para evaluar. Mira a ver qué dicen sobre tus facultades y áreas de oportunidad.
3. Piensa cómo te afectan otras personas.
4. Escucha y sopesa lo que dicen de ti. Es otra perspectiva, y por lo general tiene algo de cierto.
5. Intenta algo completamente nuevo y diferente, algo que no esté en tu manera de ser o, sencillamente, cambia la rutina y observa cómo te sientes.
6. Lleva un diario. Si no te sientes cómoda escribiendo uno, anota lo que hiciste durante el día y analiza lo que sentiste al respecto.
7. Conocerte no es lo mismo a tener buena autoestima, pero sí es un primer paso para lograrla.

Tú, tu primer amor
Pixland/Thinkstock


¡Sacúdete! y sé tú misma

“Es importante tratar de actuar de acuerdo con lo que se es y se cree. Ser auténtica contigo misma, te permite ser única, sin ajustarte a las expectativas que otros puedan tener sobre ti. Pretender ser alguien que no eres o ir en contra de lo que crees, puede llegar a ser muy conflictivo”, explican María Villegas y Jennie Kent y agregan: “Aunque a veces sea fácil terminar siendo arrastrado por el grupo, haciendo lo que los demás hacen y abandonando tus creencias a cambio de ganar popularidad, puedes acabar confundida y decepcionada de ti misma a largo plazo”.

Hay personas con quienes no somos afines y esto no indica que queramos mantenerlas al margen de nuestra vida, de lo que se trata es de respetar nuestros pensamientos y convicciones, aprender a escuchar a los demás y si lo pensamos conveniente, cambiar de opinión siempre y cuando, esto sea resultado de una reflexión y nos ayude a mejorar, así como madurar nuestras ideas y tal y como lo explican las especialistas, “ser flexible y aceptar el cambio no es faltarse el respeto”.

En la medida que seamos coherentes y busquemos ser auténticos, tendremos mayores posibilidades de entablar mejores vínculos con todos aquellos a quienes amamos. Conocerse es una tarea para toda la vida, por lo que nunca es tarde para comenzar.

Colaboración de Fundación Teletón México. “La autoestima es la fuerza de tu voz”.

También podría gustarte

Comentarios