Un poco de mugre = niños saludables

En todo el mundo, las alergias están a la alza. Por ejemplo, el número de niños en los Estados Unidos con alergias a alimentos se duplicó entre 1998 y 2002. En la Gran Bretaña, las tasas de individuos con algún tipo de alergia, se triplicaron durante la última década.

Es difícil señalar con exactitud la causa de estas tendencias. Los expertos indican que evidentemente tienen que ver con un conjunto de circunstancias relacionadas con el cambio climático, la introducción de especies exógenas a ciertas áreas, y la contaminación en general. Es claro que estos elementos son en gran medida responsables de los incrementos en los casos de alergias, sin embargo, ciertos estudios señalan que, contra lo que tendemos a pensar, la excesiva limpieza a corta edad puede hacer a los pequeños más susceptibles a padecer alergias a corto y mediano plazo.

El estudio, llevado a cabo en la Escuela de Medicina de la Universidad de California en San Diego (Estados Unidos), halló, entre otras cosas, que la exposición a la bacteria común estafilococo tenía un papel importante en reducción de la inflamación cutánea alrededor de las heridas abiertas. Las conclusiones indican que este tipo de exposición es un elemento deseable (si no es que escencial) del proceso de curación.

Los investigadores además han declarado que estos descubrimientos ofrecen un claro soporte científico a la “hipótesis de la higiene”, que argumenta que la exposición a bacterias y gérmenes durante los primeros años de vida, “prepara” al cuerpo para resistir agentes alérgenos, además que ayuda a los niños a desarrollar un sistema inmune robusto, listo para combatir enfermedades durante los años subsecuentes. Mantener a los niños impecables, señalan los expertos, los limita de desarrollar las resistencias que necesitan para convertirse en adultos sanos.

A pesar de que más investigaciones se necesitan para respladar la difusión de estas conclusiones, ahora sabemos que los pastelitos de lodo, los besos a las mascotas y los helados compartidos, tal vez sean más benéficos que dañinos para el futuro de nuestros pequeños.

También podría gustarte
Comentarios