La ley de la atracción y el dinero

0

Para llenar tu vida de riqueza, ¡empieza por sentirte millonaria!

Fíjate en las personas que te rodean. ¿Quiénes son las que, al menos en apariencia, tienen más dinero? ¿La persona que siempre se anda lamentando de su falta de recursos o aquella que cree que recibe lo suficiente y por eso siempre le alcanza? Lo curioso es que quizá ambas ganen exactamente lo mismo, pero la actitud y los pensamientos de cada una cambian el destino de esos ingresos.
El dinero es uno de los deseos más comunes de las personas que aprenden sobre la Ley de la Atracción. Cuando manifiestas la situación financiera que deseas, puedes experimentar el estilo de vida que te gustaría tener. Pero también hay ciertas cosas que necesitas hacer para atraer la riqueza a tu vida —y, como explicamos antes, la mayoría parten de tu actitud y de tus emociones.

Jupiterimages/ Goodshoot/ThinkstockQue no te dé pena hablar de dinero
Lo primero es olvidarte de las buenas costumbres sociales y sentirte cómoda cuando se hable de dinero. Muchas personas prefieren hablar de cualquier otra cosa antes de tratar el tema económico; puede deberse a que no les va bien o a que les educaron para no tocar el tema porque era “de mal gusto”. Sin embargo, ¿cómo quieres atraer algo que te produce incomodidad?
Las personas que hablan abiertamente de sus finanzas, y en particular de lo buenas que son, son capaces de manifestar mucho más dinero que quienes permanecen en silencio o quejándose por lo poco que reciben. Olvídate de la incomodidad y ve al dinero como algo digno de disfrutarse. Para atraer dinero, necesitas enfocarte en abundancia: es imposible atraerlo si sólo te concentras en lo malo que es, en lo mucho que te falta y en las desgracias que trae (pues suele verse a la riqueza como algo por lo que tarde o temprano hay que pagar).

¿Cómo ganas dinero?
La Ley de la atracción indica que recibirás lo que deseas… ¡pero que también tienes que moverte! Fíjate en cómo las personas que han logrado el bienestar económico lo alcanzan y conservan. Plantéate estrategias e ideas que puedas llevar a cabo. Quien pida su deseo y se quede quieto mientras lo espera no transmitirá la vibración adecuada al Universo, y por tanto tampoco recibirá lo que busca.

Ten una intención clara
Determina exactamente cuánto quieres atraer. Entre más claridad tengas en relación con tu meta, podrás atraerla en menos tiempo. Si no sabes cuánto pedir, puedes empezar por algo tan sencillo como: “recibo suficiente dinero y llego holgadamente al siguiente día de pago”. Verás cómo se manifiesta y te permite pasar a metas más grandes.
Otra opción es ver todo lo que deseas (ropa, equipo electrónico, un auto). En lugar de pensar cuánto te gustaría adquirirlo, enfócate en que puedes comprarlo. Eso te ayudará a cambiar tu forma de pensar.

Tambien te puede interesar


  • Tambien te puede interesar