Saltar al contenido
Toque de Mujer

Evita la caída del cabello

Es muy sencillo tener un cabello sano aquí algunos consejos que ayudarán a que luzca espectacular:

  • Oxigena tu pelo, si lo traes amarrado todo el tiempo se descama, quiebra, se hacen grietas, encrespa, opaca, deshidrata y por último, se cae.
  • La rojez en el cuero cabelludo no es más que un síntoma de estrés, el cual produce grasa y ésta debilita al pelo. Relájate y quiere a tu cabello, haz todo para tenerlo en óptimas condiciones.
  • Si tienes irritación o la piel muy sensible, aléjate de la secadora o la plancha, su uso no acelera la formación de la grasa, pero sí el molesto problema de la dermatitis.
  • El acondicionador es un bálsamo, al igual que las mascarillas, tratamientos, cremas, estilizadores; por lo tanto, no deben ir a nivel del cuero cabelludo, porque saturamos la piel y se acelera la grasa, más bien van en los largos del cabello que se mide de 4 a 5 dedos a partir del crecimiento hacia abajo, dejas actuar, masajeas y lo retiras.
  • Báñate con agua de tibia a fría, así no aceleras la grasa del cabello, ni padeces de caspa, además retrasas el proceso de envejecimiento y la aparición de arrugas y flacidez.
  •  En la tarde o noche, al término de tus labores, revisa tu cuero cabelludo. Introduce dos dedos por entre el pelo, frota la piel y mueve los dedos como si estuvieras disolviendo polvito. Si sientes aceitito en las yemas, quiere decir que lo tienes graso.
  • Si tienes teñido el cabello, lávalo cada tercer día, especialmente si tienes el cuero cabelludo seco.

¡Prolonga el largo de tu cabello!

Aunque parezca un sueño, tener una cabellera extra larga, súper sedosa y 100% manejable durante los 365 días del año ¡es posible!

Si quieres conseguirla entonces sigues estos sencillos tips:

1. Protege tu cabello de los rayos solares. Esto es muy importante ya que la radiación solar hace que nuestro cabello pierda grandes e importantes cantidades de proteínas, provocando opacidad y debilidad.

2. Mantén tu cabello limpio. La realidad es que no existe un esquema ni una cifra exacta de las veces que lo tienes que lavar, lo que si es importante es que lo hagas de acuerdo a tus necesidades y utilizando los productos adecuados.

3. No te cepilles en exceso. Para que no dañes la estructura de tu cabellera cepíllate sólo las veces que sean necesarias, ya que hacerlo en exceso puede producir o aumentar la caída de éste.

4. Evita el uso de calor. Las fuertes dosis de calor a la larga dañan cada hebra de nuestro cabello, propiciando la opacidad y el maltrato. Por esta razón evita peinarte con calor o en su defecto utiliza productos que te ayuden a protegerlo.

5. Utiliza los productos adecuados. Como en esta ocasión el objetivo es conseguir una cabellera súper larga y hermosa.